miércoles, 19 de septiembre de 2012

Niños llegados de otras comunidades evitan el cierre de un colegio rural

En Galicia, niños llegados de otras comunidades evitan el cierre de un colegio rural
Niños contra la reforma educativa de la Xunta de Galicia. Niños para llenar a rebosar un colegio. En apenas dos meses, el municipio ourensano de Vilariño de Conso (600 habitantes) se ha llenado de menores de 11 años hasta alcanzar los 33. Más de 20 de ellos de familias llegadas de Madrid, Barcelona, Alicante y Teruel atendiendo al reclamo vecinal contra el fin de un colegio que sentenciaba el fin del municipio.

Los pequeños llenan ya las calles del pueblo a la espera de empezar el curso apuntalando el futuro del colegio San Martiño. Llegan atraídos por la oferta de una vida tranquila en medio de una naturaleza exhuberante (en el Macizo Central ourensano) y, quizás sobre todo, por la de las viviendas sin apenas alquiler que han ofertado los vecinos. (leer mas...)

Por  Cristina Huete Santiago 7 SEP 2012. El Pais Galicia

No hay comentarios:

Publicar un comentario